viernes, 7 de octubre de 2011

Trampajoscky

Trampajoscky, Alexander B. (Mirnyy 1938 – San Diego 2004)

Alexander Trampajoscky en la Universidad de Columbia, Nueva york



Alexander Bilmet Trampajoscky nació en Mirnyy, una población ubicada en la región de Arkhangelsk, en Rusia. Tuvo una infancia especialmente desdichada ya que siempre fue despreciado por su padre, Vladimir Trampajoscky, al nacer con una deformidad en su mano izquierda. Tal discapacidad le impidió desarrollar tareas propias de las encargadas a los jóvenes de su edad, lo que le produjo cierto aislamiento social. El rechazo paterno fue secundado rápidamente por sus hermanos mayores, Alexey, Yuri y Pavlink, quienes veían en Alexander la imagen de la hija que nunca tuvo su madre, Ursula Wotjil, inmigrante polaca de origen judío.
La minusvalía que en un principio parecía que arruinaría su vida, significó su salvación ya que pudo evitar así el reclutamiento masivo ordenado por el Ministro de Defensa Pàvel Grachov. Días antes de que la Duma Estatal (cámara baja) y el Consejo de la Federación (cámara alta) dieran luz verde al proyecto militar denominado como Alta Siberia (Высокая Сибири) el joven Alexander lloraba sin consuelo la futura ausencia de sus hermanos, a quienes sabía que nunca volvería a ver.

Alexander Trampajoscky orientó entonces su energía vital hacia el único campo donde su problema del brazo no le suponía una desventaja: los estudios. Gracias a las excelentes cualidades heredadas de su madre y motivado por sus profesores de la Escuela Roja Popular de Yakutsk, pronto destacó en diferentes áreas, pero fue en el estudio de la Lengua donde centró su actividad profesional.
En 1956 se trasladó a Moscú, donde estudió Filología y Filosofía del Lenguaje. Obtuvo el doctorado en ambas disciplinas en tan sólo tres años. Sin embargo fue siempre famoso por su heterodoxia, y muchas y célebres son sus disputas con la mayor parte del profesorado de la Lomosnov Moscow State University. Tras ser expulsado de los ambientes académicos universitarios, fundó el Círculo Lingüístico de Moscú, junto al aún por entonces desconocido Nicolai Góluveb, creador de la famosa Teoría de la significación propia.
Desde esa formación dejaron obras capitales para el posterior entendimiento de la Ultralingüística, como “Los signos invertidos” San Petesburgo 1960, Ed. Minsk y el celebérrimo “Curso Soviético de PragmaLingüística” Moscú 1962, Ed. Valks, que hoy día es considerado el documento fundacional de lo que posteriormente sería rebautizado como “Ultralingüística”.
A pesar de que en un inicio fue usado por el Régimen como bandera visible y orgullo nacional del comunismo, el carácter rebelde de Trampajoscky hizo que se replanteará el sistema soviético y comenzó una peligrosa actividad contrarrevolucionaria. Fue juzgado y condenado a dos años de trabajos forzados por redactar presuntamente panfletos de burla contra Leonid Brézhnev, Secretario General, Alekséi Kosygin, Primer Ministro y Nikolái Podgorni, Presidente del Presidium. En ellos se planteaba la desalfabetización de las zonas natales de la estepa del propio Alexander, usando como ejemplos discursos de los propios líderes.

Finalmente y tras sorprender a todos por sobrevivir a esa dura condena con su minusvalía, pudo escapar de la Unión Soviética en 1972 y refugiarse como exiliado político en París. De esta etapa surgen libros importantes para la escena filológica europea pero que ya no poseen los aires renovadores de sus obras de juventud. Algunos ejemplos son “L’exil linguistique” Lyon 1976 Ed. Cygne y la controvertida “Moi, je suis un signe” Paris 1978 Ed. Antros.

Posteriormente se trasladó a los Estados Unidos donde fue mostrado como un símbolo de victoria de la Guerra Fría. No obstante, Trampajoscky, quien no comulgaba tampoco con las principales tesis capitalistas, fue evitando el uso de su imagen como trofeo y así rechazó multitud de ofertas en distintas universidades de la costa Este. Esta etapa coincide con una posición vital y existencial de desengaño lo que le lleva a abandonar su vida pública. Viaja a la costa Oeste y se instala en distintas ciudades donde malvive hasta llegar a San Diego, ciudad que sería la urbe que le vería morir un triste 23 de diciembre de 2004. A pesar de que en varias entrevistas había manifestado que su etapa como adalid de la Ultralingüística era ya parte de un irrecuperable pasado, dejó una obra póstuma que trabajó en secreto hasta sus últimos días y que para muchos críticos supone la culminación de toda una vida dedicada al estudio de la Lengua,y que fue titulada “The linguistic and existential exercise and mechanical” San Diego 2006 Ed. Linners.
Descanse en paz.

No hay comentarios: